Diario 838 22.10.2019 | 06:32
Proveedores Hosteltur: Informativo Canal Horeca.
Hay que tener muy en cuenta las normativas locales para instalar este sistema

¿Cómo instalar una extracción de humos en una cocina profesional?

La empresa de equipamiento hostelero, Jocafri ofrece varios consejos sobre cómo integrar este equipamiento 9 octubre, 2019

Un sistema de extracción de humos es un equipamiento indispensable para cualquier cocina profesional, ya que permite que el personal que trabaja dentro respire aire limpio y no se acumulen las partículas de suciedad en el aire. No obstante, suele ser un elemento de discordia con las comunidades de vecinos en las que se encuentran locales de Hostelería.

Para colocarlo, primero hay que comprobar si el local ya dispone de salida de humos, ya que los más nuevos ya cuentan con ella. Desde la empresa especializada en equipamientos para cocinas industriales, Jocafri, recomiendan contratar a un profesional antes de hacer la instalación.

Salida de humos de una cocina profesional / Jocafri

Por la parte legal, cabe destacar que cada municipio tiene unas normativas concretas respecto a las salidas de humos de las cocinas, así que resulta imprescindible informarse antes de proceder a instalar los tubos que facilitarán que la cocina se ventile.

¿Qué aspectos hay que tener en cuenta?

  • Condiciones para instalar una extracción de humos: esta se debe situar un metro por encima de la edificación y a 10 metros del centro de chimeneas. No obstante, cuando se usan materiales como la leña o el carbón, la salida debe estar dos metros por encima y a 20 de distancia.
  • Normativa local vigente: es la que dicta dónde se puede instalar este sistema. Nunca se puede colocar en la fachada, a no ser que el aire se filtre dentro del local con filtronic.
  • Colocación de los tubos: los tubos deben ser totalmente herméticos y de material M0. Además, deben estar lo más alejados posibles de ventanas, respiraderos o cualquier hueco de las viviendas que rodean el local.
  • Turbina de extracción: según Jocafri, nunca hay que instalar "una turbina en el interior de una campana con chimenea". Este elemento es crucial para evitar que los trabjadores sufran demasiado calor y debe estar cubierto para evitar también los malos olores y ruidos molestos.

Para comentar, así como para ver ciertos contenidos de Proveedores Hosteltur, inicia sesión o crea tu cuenta

Inicia sesión
Comentarios 0

Esta noticia no tiene comentarios.


Política de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies.