ASEMAC: “La industria tiende a fabricar pan similar al artesano”

Con motivo de la celebración del Día Mundial del Pan, el 16 de octubre, hemos repasado las tendencias de esta industria con la vicepresidente de ASEMAC.

La experta repasa la situación y las tendencias el sector con motivo de la décimo primera edición del Día Mundial del Pan, el 16 de octubre

Isabel Martínez, es Vicepresidenta de la patronal panadera

La Asociación Española de la Industria de Panadería, Bollería y Pastelería (ASEMAC) representa desde 1990 a un importante segmento de la industria panadera.

Con motivo de la celebración de la décimo primera edición del Día Mundial del Pan, el 16 de octubre, hemos repasado las tendencias de esta industria dentro del Canal Horeca.

Hablamos con Isabel Martínez Ruiz, Vicepresidenta de ASEMAC quien, a su vez, es Vicepresidenta de Desarrollo de Negocio a Pymes en FIAB y Directora General de Panamar.  Ha desarrollado toda su carrera profesional en empresas del sector agroalimentario, especialmente en el sector de la bollería y la panadería.

P.- ¿Cuáles son las nuevas tendencias que se están imponiendo en el sector panadero enfocadas a la gran distribución?

R.- Nuestro sector está sujeto a constantes cambios de tendencia, motivo por el que nos hayamos en un continuo proceso de innovación. Podría decirse que la tendencia actual predominante es la de que las empresas industriales fabriquen productos con un aspecto y una calidad similares a los de los artesanos antiguos.

Esto responde al hecho de que cada vez hay menos productores artesanales, por lo que debemos ser las empresas industriales las que recojamos las tendencias que ellos amparaban.

P.- Los hoteleros son cada vez más conscientes de la importancia del desayuno para fidelizar a sus clientes, un servicio en que el pan juega un papel fundamental. ¿De qué manera afronta la industria esa exigencia?

R.- Comenzar nuestra jornada con un desayuno que incluya pan, es una opción muy saludable que nos ayudará a mejorar el rendimiento físico e intelectual. Desde ASEMAC somos grandes defensores de la presencia del pan en el desayuno.

Para facilitar la labor de que los hoteles y que éstos ofrezcan un buen desayuno, nuestras industrias elaboran una amplia gama de productos y subproductos pensados para satisfacer las necesidades específicas de este momento del día: bagels, pan tostado, pan de molde, molletes, rebanadas de pan payés, panecillos, flautines, mini baguettes, panes multicereales, etc.

También ofrecemos variedad, porciones y formatos -como las rebanadas- adecuados, y la posibilidad de servir un producto con acabado de recién horneado.

P.- La opción de alimentación saludable está de moda en la oferta gastronómica de hoteles y restaurante. ¿Cómo se están trasladando estos nuevos hábitos de consumo en la producción de pan?

R.- Nuestro asociados trabajan para elaborar productos de una calidad excelente, así como para renovarlos de forma constante, ofreciendo catálogos a la última.

La industria está invirtiendo grandes recursos en I+D+i. De ello se deriva el uso, en determinados productos, de materias primas especiales que, por ejemplo, sirvan para evitar alergias alimenticias para parte de la población.

También se utilizan los complementos como frutas o recubrimientos más saludables los conocidos como súper alimentos, algunos de los cuales forman parte del recetario de la panadería desde hace lustros, etc.
Todos ellos son elementos con los que se busca dar respuesta a las demandas realizadas por el consumidor final.

P.- En el ámbito doméstico, el consumo de pan está cayendo en los últimos años en España. ¿Ocurre lo mismo en el sector de la restauración y la hostelería?

Si tomamos en cuenta los datos del Informe de consumo de alimentación en España 2017, del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, podemos observar cómo el 12% del volumen de pan consumido por los españoles se consume fuera de los hogares.

Además, el pan es el segundo producto de más relevancia del total de alimentos consumidos fuera del hogar, representando el 13,4% de los kilos-litros, frente al 8,3% que representa dentro del consumo doméstico.

Por lo tanto, podemos decir que, a pesar de que haya disminuido el consumo de este producto dentro de los hogares, se mantiene y se posiciona como un ‘best-seller’ en lo que a ventas extra-domésticas se refiere.

El por qué, podría estar relacionado con el reciente auge de los productos ‘on-the-go’, que está intrínsecamente unido a nuestros ritmos de vida, cada vez más acelerados.

La elaboración de muchos de estos productos ‘on-the-go’, está basada en productos panarios. No es de extrañar, ya que el pan no deja de ser un alimento versátil y fácilmente manipulable, nutritivo y económico, al tiempo que proporciona una calidad de recién hecho en tiempo récord.

Escribe un nuevo comentario