8 beneficios del aluminio como alternativa al plástico

La Asociación Española del Aluminio, se enfoca en la Economía Circular con estrategias para el apoyo del crecimiento inteligente y sostenible en industrias.

La AEA reclama un mayor compromiso en pro de este material como una elección en beneficio de la Economía Circular y la sostenibilidad

Cumple un papel estructural y eficiente en varias industrias

La Asociación Española del Aluminio, AEA, ha puesto el punto de mira en el desarrollo de la Economía Circular y el compromiso de Europa con estrategias para el apoyo del crecimiento inteligente y sostenible en todos los niveles, en los que el medio ambiente juega un papel fundamental.

En este sentido, el aluminio cumple un papel estructural en diversas industrias entre las que se encuentran los sectores de la alimentación, cocina, arquitectura y construcción, entre muchos otros, que requieren y consumen un aluminio que, sin duda, es mucho más eficiente, seguro y flexible en usos que el plástico, tal y cómo afirman desde la Asociación.

“La industria del aluminio, a la que representamos en gran medida y que representa los intereses de más de 600 empresas del sector, lleva años manifestándose en esta dirección e intentando promover e incentivar el uso de este metal, que cumple con los requerimientos más exigentes y que tanta presencia tiene en nuestra vida cotidiana”, ha destacado Jon de Olabarria, Secretario General de la Asociación.

AEA, ha puesto el foco en el desarrollo de la Economía Circular con estrategias para el apoyo del crecimiento inteligente y sostenible en industrias.
Una lata de aluminio tarda apenas 60 días en producirse, llenarse, distribuirse, consumirse y reciclarse en una lata nueva.

Por esta razón, desde la AEA, entre otras acciones, “nos venimos sumando desde hace tiempo a las cada vez más frecuentes campañas contra el uso del PVC puestas en marcha desde distintas organizaciones ambientales con el objetivo de activar la conciencia ciudadana en pro de la reducción de este material”, explica el Secretario General.

Desde la AEA hacen hincapié en que el aluminio es la mejor alternativa, en base a estudios homologados y armonizados, tanto a nivel nacional como internacional, que demuestran las ventajas de este material y así profundizar en la reducción de plásticos.

Ventajas y beneficios del uso del aluminio

  • 1.- Reciclabilidad: el aluminio es 95% reciclable sin merma de sus cualidades y la energía que precisa su proceso de reciclado apenas alcanza el 5% de la energía que fue necesaria para producir el metal inicial. Este proceso de reciclaje puede ser realizado de forma indefinida. Por ejemplo, una lata de aluminio tarda apenas 60 días en producirse, llenarse, distribuirse, consumirse y reciclarse en una lata nueva.
  • 2.- Alta resistencia: una propiedad muy valorada y demandada que permite cumplir con especificaciones de rendimiento requeridas. Además, su bajo peso específico facilita su transporte y manejo, y reduce el riesgo de lesiones laborales.
  • 3.- Alto poder reflector y conductividad térmica: muy adecuado para la industria de la iluminación. Colectores solares de aluminio y reflectores de luz se pueden instalar para reducir el consumo energético de iluminación, así como la calefacción en invierno. También se pueden fabricar protecciones solares de aluminio que reducen la necesidad de aire acondicionado en verano. Como buen conductor del calor resulta un material apto para intercambiadores de calor de sistemas de ventilación, o de colectores solares térmicos.
  • 4.- No es tóxico: Varios estudios determinan que los productos de aluminio no representan un peligro para los usuarios o el medio ambiente circundante. Los productos de aluminio no tienen un efecto negativo, ya sea en la calidad del aire o en el suelo, aguas superficiales y subterráneas.
  • 5.- Seguro en caso de incendio: es ignífugo y se clasifica como un material’no-combustible’. Los tejados industriales y las paredes exteriores, por ejemplo, se construyen, cada vez más, en paneles delgados de aluminio, permitiendo la evacuación del calor y el humo en caso de que se fundieran en un gran incendio.
  • 6.- Variedad de acabados: se puede anodizar o pintar en cualquier color y efecto óptico, utilizando diferentes acabados de superficie, con el fin de satisfacer las necesidades decorativas de cualquier diseñador y aportar mayor durabilidad al material y aumentar su resistencia.
  • 7.- Larga vida útil: los productos de aluminio son resistentes al agua, a la corrosión e inmunes a los efectos dañinos de los rayos UVA. Esto garantiza un rendimiento óptimo durante un largo periodo de tiempo.
  • 8.- Bajo mantenimiento: el aluminio no requiere de ningún mantenimiento específico, lo que se traduce en un ahorro de costes importante y en una ventaja ecológica durante la vida útil del producto.

Escribe un nuevo comentario