11 CC.AA. cuentan con normativa de desfibriladores en hoteles

11 Comunidades Autónomas ya cuentan con normativas específicas para la instalación de desfibriladores en hoteles y en otros centros.

Los criterios para la instalación de estos dispositivos abarcan factores como la ocupación, el número de plazas y la altura del establecimiento

Se percibe una falta de consenso y concienciación

En el segmento hotelero se percibe un alto grado de vulnerabilidad en cuestiones de seguridad en la salud de los huéspedes, y contar con desfibriladores en hoteles forma parte de las necesidades actuales y por consiguiente, la legislación y la implementación de nuevas normativas se está afianzando en gran parte de las Comunidades Autónomas del país.

En este sentido, la empresa Cardio Guard con motivo del Día Europeo para la Prevención del Riesgo Cardiovascular, que se celebra el 14 de marzo, ha realizado un análisis sobre la legislación que se está instaurando a este respecto.

De este modo, se quiere concienciar al mercado hotelero la importancia de la instalación de estos equipos de seguridad  para crear espacios cardioprotegidos y, dependiendo de cada Comunidad se establece la obligación de contar con desfibriladores en hoteles como cuidado y seguridad para el huésped.

Desde Cardio Guard, señalan que la gran afluencia de personas que recogen los hoteles anualmente, los perfiles, las instalaciones deportivas y los recorridos en hoteles de gran ocupación, son algunos de los factores que pueden obstaculizar la actuación de los servicios de emergencia, por eso es tan importante contar con desfibriladores en diferentes puntos del establecimiento.

Pero la legislación compete a cada Comunidad de manera independiente, ya son once las Comunidades Autónomas que han aprobado normativas en este sentido. Y de momento, quedan exentas de legislación y por lo tanto, de la obligación de instalar DESA (desfibriladores externos semi automáticos), Castilla La Mancha, Castilla y León, Galicia, Cantabria, Región de Murcia y Extremadura.

CC.AA. con decreto para desfibriladores en hoteles

  • 1.- Andalucía: Decreto 22/2012. Esta obligación para ciertos establecimientos que aunque no se dirige directamente a los hoteles, sí contempla aquellos espacios con salas de convenciones y auditorios que abarquen un aforo igual o superior a 5.000 personas. Además, también insta a una formación inicial de seis horas y otra de reciclaje de dos horas al año.
  • 2.- Aragón: Decreto 30/2019. En este caso se refiere directamente a establecimientos hoteles que superen las 100 plazas, y se determina el material complementario del que tienen que disponer. La formación inicial es de ocho horas con otra de reciclaje de tres en el período de un año. Al realizarse dos cursos de reciclaje seguidos la regularidad de la formación será de carácter bianual.
  • Asturias: Decreto 54/2016. La obligación se dirige a centros que disponga restaurantes o salones de reuniones que superen la capacidad de 750 personas. Se deberá contar con una persona como mínimo, en todos los turnos, que tenga una formación inicial de seis horas y de tres de reciclaje, en período trianual.
  • Baleares: Decreto 137/2008. Aunque de momento no se ha implementado legislación, ya se encuentra en fase de borrador que abarca a los hoteles y que quizás pueda ser una de las más estrictas hasta el momento, planteando la determinación de equipos por plantas.
  • Canarias: Decreto 157/2015. Se dirige a centros y directamente a hoteles con más de 1.000 plazas, aunque se aconseja a partir de 700, y establecimientos con salas de congresos y auditorios que también superen el millar de personas. Se requiere una formación de inicio de ocho horas y de reciclaje de cuatro, con período trianual.
  • Cataluña: Decreto 30/2015. Se obliga a centros y hoteles que sobrepasen los 28 metros de altura de evacuación o con una ocupación igual y superior a 2.000 personas, cantidad resultante de la suma de plazas hoteleras, trabajadores, capacidad de los salones, restaurantes y zonas comunes. Se exige una formación inicial de seis horas con una de reciclaje de una hora y media, con periodicidad trianual.
  • Comunidad Valenciana: Decreto 159/2017. Atañe a centros, sin mencionar de un modo directo a los hoteles, pero que sí dispongan de restaurantes, auditorios, salas de conferencias y de banquetes que superen el aforo de 1.000 personas. La formación inicial debe ser de cuatro horas y la de reciclaje de dos, y es de carácter bianual.
  • La Rioja: Decreto 48/2008. De momento no exige obligación aunque en la actualidad está en fase de borrador la nueva normativa que contempla los hoteles pero a título de recomendación.
  • Madrid: Decreto 78/2017. Obliga la instalación de desfibriladores a establecimientos hoteleros de más de 100 plazas, y aún no hay nada establecido en lo referente a la formación del personal.
  • Navarra: Decreto 6/2019. Esta legislación abarca centros y hoteles que superen el aforo de las 700 personas. En este caso, la formación parte de seis horas de inicio con dos de reciclaje en un período bianual.
  • País Vasco: Decreto 9/2015. Determina la responsabilidad para ciertos centros, que aunque no mencione directamente a los hoteles, están incluidos aquellos que tengan una cabida superior a las 700 personas.

Escribe un nuevo comentario