Relax: “el grado de descanso consigue fidelización en el hotel”

Industrias Relax es una empresa dedicada al desarrollo y fabricación de productos para el descanso con más de un siglo de historia. Luis Rahona es el responsable del Departamento de Hotelería y Contract.

“Es recomendable cambiar los colchones del hotel con una asiduidad máxima de 8 años por la pérdida de propiedades y por higiene”

Luis Rahona es responsable de Hotelería y Contract

Industrias Relax es una empresa dedicada al desarrollo y fabricación de productos para el descanso con más de un siglo de historia. En la actualidad, los planes de estrategia de la compañía se centran en el desarrollo de actividades de alto rendimiento y optimización de comportamientos productivos.

Luis Rahona cuenta con una dilatada trayectoria de más de 16 años en formación en ventas y experiencia en el sector del descanso. Actualmente es el responsable del Departamento de Hotelería y Contract en Industrias Relax, en el que se desarrollan productos específicos para el mercado hotelero con avanzadas tecnologías.

P.- Para empezar… Háblenos un poco de cuáles son las principales características que deben tener los colchones de hoteles.

R.- Principalmente un colchón de hotel debe de ser cómodo y confortable, para permitirnos descansar saludablemente.

Industrias Relax es una empresa dedicada al desarrollo y fabricación de productos para el descanso con más de un siglo de historia. Luis Rahona es el responsable del Departamento de Hotelería y Contract.
La cantidad de estrellas en un hotel, aún, no garantiza un descanso acorde con esa categoría.

P.- ¿Qué busca principalmente el huésped a la hora de un descanso saludable?

R.- Lo que todos buscamos es despertarnos sin dolor y con la sensación clara de haber recargado las pilas. Por este motivo hablamos de ‘sueño saludable’, y eso lo conseguimos teniendo un buen equipo de descanso.

P.- ¿Se puede hablar de categorías de colchones como hablamos de las categorías de un hotel de tres, cuatro o cinco estrellas?

Sí, en realidad esas categorías hacen que las diferencias entre un modelo de colchón y otro sean muy importantes.

Lamentablemente, actualmente la cantidad de estrellas en un hotel, aún, no nos garantiza un descanso acorde con esa categoría. Existen hoteles muy humildes en los que, sin embargo, se ha apostado por buscar un alto grado de descanso saludable para sus huéspedes. En este sentido, con ello se consigue una mayor fidelización y alta repercusión para el hotel.

P.- ¿Cuáles son los materiales más demandados en los procesos de fabricación?

R.- Actualmente es el núcleo de muelle ensacado, por su elasticidad, aireación, amortiguación e independencia de lecho el que mayor aceptación tiene, junto a un acolchado viscoelástico que favorece la adaptabilidad y el confort.

P.- ¿Con qué asiduidad es recomendable cambiar los colchones de un hotel?

R.- Lo más recomendable es hacerlo con una asiduidad máxima de 8 años, ya no solo por la pérdida de propiedades del colchón, sino también por higiene. Debemos tener en cuenta que un mismo colchón está utilizado por personas de distinta altura, peso y complexión, todo eso influye de manera importante en el rápido desgaste del mismo.

P.- Con respecto a la innovación en descanso hotelero… ¿Cuáles son las tendencias y perspectivas futuras que se plantean en el sector?

R.- Las tendencias van encaminadas a camas más grandes, con colchones cada vez más altos, mullidos, firmes y confortables, con tejidos sedosos y frescos que permitan a los hoteles hacer de sus habitaciones auténticos ‘santuarios del descanso’ para sus clientes.

Escribe un nuevo comentario