10 recomendaciones para cuidar un lavavajillas industrial

Un lavavajillas industrial debe tener un mantenimiento diario como el vaciado de la cuba de lavado, el lavado del filtro o el control de los niveles de productos

Son importantes algunos pasos diarios como el vaciado de la cuba de lavado, el lavado del filtro o el control de los niveles de productos

Según Jemi, fabricante de maquinaria para hostelería

Jemi, empresa especializada en la fabricación de lavavajillas y cocinas de gran formato para hostelería, ha realizado recientemente un decálogo con recomendaciones para cuidar adecuadamente un lavavajillas industrial. 

De este modo, el fabricante facilita una serie de pautas que alargarán la vida de estas máquinas.

Además, en el decálogo Jemi asegura que es importante hacer un prelavado de la vajilla para eliminar los sólidos de mayor tamaño antes de introducirlos en el lavavajillas industrial. “Aunque no es obligado, sí es recomendable”.

Por otro lado, Jemi informa de ciertos factores que son muy aconsejables realizarlos a diario como el vaciado de la cuba de lavado, el lavado del filtro, así como, el control de los niveles de productos que procederán a la limpieza y abrillantado de las vajillas.

Consejos para el mantenimiento del lavavajillas industrial

  • 1.- Vaciar la cuba de lavado, cada día o después de cada servicio, quitando el tubo rebosadero y limpiando su interior.
  • 2.- Quitar el filtro de la bomba y lavarlo bajo un grifo, recomendable hacerlo a diario.
  • 3.- Verificar y controlar siempre los niveles de los depósitos de los productos de lavado, detergente y abrillantador. Se aconseja realizar esta operación diariamente.
  • 4.- Sacar los brazos de lavado y limpiarlos de impurezas, palillos, etc. Esta acción es recomendable realizarla con una frecuencia semanal.
  • 5.- Comprobar mensualmente los surtidores de aclarado por si se encuentran obstruidos, debido sobre todo a incrustaciones de cal.
  • 6.- Verificar el buen funcionamiento del descalcificador y comprobar que haya suficiente sal en el depósito. Por otro lado, en el caso de un descalcificador manual se deben realizar las regeneraciones oportunas para disponer siempre de agua en condiciones óptimas para el lavado.
  • 7.- Limpiar el exterior e interior de la máquina con detergentes neutros, que no sean oxidantes ni agresivos.
  • 8.- Revisar los elementos móviles, puertas y otras piezas desmontables.
  • 9.- Comprobar las temperaturas de lavado y aclarado para ver que coinciden con los termómetros del lavavajillas industrial.
  • 10.- Nunca se debe limpiar la máquina con agua a presión, y se deberá realizar todo el manipulado con la máquina desconectada.

Escribe un nuevo comentario