Garden Hotels: “No tener una visión sostenible es inviable”

Garden Hotels es una cadena hotelera con sede en Mallorca, con hoteles en las Baleares y en la zona de Andalucía con una clara visión sostenible.

“Las inversiones en aspectos ambientales suelen tener un retorno a medio plazo, dada la mejor eficiencia energética a obtener”

Jaume Ordinas es Interventor General

Garden Hotels es una cadena hotelera con sede en Mallorca, con hoteles en las Baleares y en la zona de Andalucía con una clara visión sostenible. La cadena realizó un proyecto piloto, en el cual recogieron los restos de materia orgánica generada en el Hotel Playa Garden durante 25 días (15.000kg en total) y la gestionaron en una parcela de Manacor.

Allí, en colaboración con la Asociación de Estel de Levant (Asociación de Personas de Salud Mental), Apaema (Asociación de Productores Ecológicos de Mallorca), Aubo y la Fundación de Amics de la Terra, crearon un proyecto en materia de sostenibilidad hotelera.

A este respecto, Jaume Ordinas, Interventor General de la cadena, comenta que “puede significar uno de los cambios sostenibles más importantes para Mallorca: generar compost ecológico a través de restos de cocina del hotel y aprovechar la materia orgánica como un recurso y no como un residuo”.

“Estamos, por lo tanto, ante un proyecto de economía circular, en el que los hoteles se convierten en centrales que generan compost a través de los restos de materia orgánica”. Aprovechando esta iniciativa sostenible de Garden Hotels, Jaume Ordinas habla con Proveedores Hosteltur sobre el emprendimiento que desarrolla el sector hotelero en sostenibilidad.

Garden Hotels es una cadena hotelera con sede en Mallorca, con hoteles en las Baleares y en la zona de Andalucía con una clara visión sostenible.
“Las empresas hoteleras que están comunicando sus acciones ambientales y sociales actualmente están sinceramente comprometidas”.

P.- ¿Está el sector hotelero español a la altura en sostenibilidad con respecto a Europa y otros países?

R.- El contexto, es decir, el conjunto de actores de la sociedad están en algunos países europeos más concienciados en sostenibilidad que nosotros, eso es innegable. Por ello, es cierto que seguramente al sector hotelero le resulta también más fácil emprender acciones de mejora medioambiental y conseguir logros gracias a la concienciación de todas las partes interesadas.

De todas formas, creemos que el sector hotelero en España, así como tiene una amplia experiencia por ser un destino históricamente turístico, también la tiene en la gestión ambiental de los centros hoteleros, pues ya sea por iniciativa propia o por el peso que han tenido los touroperadores internacionales en nuestras inversiones, conocen bien cómo trabajar operativamente con visión sostenible.

Desde nuestro punto de vista han habido importantes avances estos últimos años. Basta ver los interesantes proyectos que se presentan a premios o reconocimientos de sostenibilidad o RSC, como los premios Rethink Hotel.

P.- ¿Realmente se está haciendo todo lo posible en el sector hotelero con respecto a acciones sostenibles o se exagera un poco la información en este sentido por parte de hoteles independientes y cadenas?

R.- Las empresas hoteleras que están comunicando sus acciones ambientales y sociales actualmente están sinceramente comprometidas, al menos, desde nuestro conocimiento. Estos establecimientos suelen contar, la mayoría, con certificaciones de sostenibilidad que así lo acreditan, tipo ISO, EMAS, Travelife o similar.

De hecho, estas certificaciones lo que acreditan es que los establecimientos tienen implantados sistemas que les ayudan a gestionar sus aspectos e impactos, con medición de resultados hacia una mejora continua.

Lo que pasa es que quizás hasta hace unos años no contábamos con un plan de comunicación que incluyera la información relacionada a estos compromisos, hecho que es hoy en día fundamental para conseguir que todos los grupos de interés lo puedan valorar, y a su vez colaborar e implicarse en la medida de lo posible.

Garden Hotels es una cadena hotelera con sede en Mallorca, con hoteles en las Baleares y en la zona de Andalucía con una clara visión sostenible.
“Creemos que si no existe este compromiso social y ambiental, la repercusión puede ser muy negativa”.

P.- El compromiso por la sostenibilidad en hoteles también tiene una repercusión económica. ¿Cómo rentabiliza el hotel esta inversión?

R.- Creemos que si no existe este compromiso social y ambiental, la repercusión puede ser muy negativa. No contemplar la necesidad de enfocar nuestra actividad desde una visión sostenible es inviable hoy en día, tanto por los impactos ambientales que el sector no se puede permitir, como por la innegable necesidad de conocer las expectativas y necesidades de nuestra sociedad.

La inversión a realizar en recursos humanos y en infraestructura es mínima si lo comparamos con la no rentabilidad que puede suponer no estar comprometido. De todas formas, las inversiones en aspectos ambientales generalmente suelen tener un retorno a medio plazo, dada la mejor eficiencia energética a obtener, y en cuanto a aspectos sociales, por el valor añadido a la marca.

P.- ¿Qué tipo de ayudas recibe el sector hotelero para implementar su visión sostenible por parte de los organismos gubernamentales?

R.- Antiguamente existían ayudas para las implantaciones y certificaciones de sistemas de gestión ambiental desde la Administración Pública. Actualmente estas subvenciones no existen, aunque sí van saliendo subvenciones para inversiones en energías renovables y eficiencia energética.

También existe actualmente a nivel municipal en algunas poblaciones y ciudades, bonificaciones por una correcta gestión de los residuos orgánicos, dada la valorización que puede conseguirse de este residuo.

P.- ¿Cómo funcionan las normativas y las certificaciones en sostenibilidad hotelera?

R.- En relación a normativa en sostenibilidad, no es que exista una normativa en sí, si no que el compromiso por la sostenibilidad incluye el conocimiento y cumplimiento de la legislación aplicable, tanto a nivel local, autonómico, estatal, europea e internacional, en referencia a medio ambiente, seguridad industrial, salud e higiene, prácticas laborales, derechos humanos, etc.

En cuanto a las certificaciones, lo que acreditan es que la empresa u organización trabaja no sólo para garantizar el cumplimiento de las normativas, sino también para la planificación de acciones para abordar las oportunidades que identificamos gracias a la medición de los indicadores ambientales y sociales.

Se realizan auditorias periódicas, normalmente anuales para comprobar el grado de implementación de las políticas de sostenibilidad de las empresas, resultados y logros.

Destacar que el día a día a nivel operacional es complejo, y en lo que más esfuerzos se dedica es en la formación y concienciación del personal, proveedores y empresas subcontratadas para conseguir el cumplimiento de normativas y los objetivos planificados por la dirección (por ejemplo, mejoras en gestión de residuos, manipulación de productos químicos, optimización de energía y agua, etc.).

Escribe un nuevo comentario